comunidades@jdvalls.com
93 762 69 99 / 93 762 61 00 (Fax)

Reclamaciones Judiciales y Extrajudiciales por Vicios Constructivos frente a Constructores y Equivalentes

juicio monitorio

Uno de los puntos fuertes de nuestro despacho jurídico se basa en el minucioso asesoramiento que nuestro equipo de abogados inmobiliarios ofrece acerca de reclamaciones judiciales al promotor, constructor, arquitecto y/o aparejador por los daños ocasionados a la comunidad de propietarios, como los vicios constructivos. Además, Comunidad de Propietarios diseñará la ruta a seguir sobre los pasos a efectuar en cada fase del proceso, la necesidad o no de contratar los servicios de un perito que determine los daños ocasionados, y en definitiva, de cualquier otro paso que haya que llevarse a cabo, tanto para la reclamación amistosa de los daños, como para la pertinente reclamación judicial.

Infórmenos de su caso particular, nuestros expertos jurídicos lo analizarán al detalle y le asesorarán gratuitamente de las soluciones a adoptar. Además, así le informarán de los costes judiciales de la reclamación.

Hechos o circunstancias reclamables:

Repasos y defectos de acabado

Se trata de defectos de remate o acabado comunes en las edificaciones. Son vicios constructivos de fácil solución técnica, y con un bajo coste de reparación. Como norma general el plazo de garantía haciende a un año, pudiéndose ejercitarse dentro del primer año las reclamaciones pertinentes.

 

Defectos de habitabilidad, funcionalidad o seguridad

Hacemos referencia a los vicios constructivos que afectan a la habitabilidad, seguridad y/o funcionalidad del edificio (Ejemplos: filtraciones, problemas de insonorización, seguridad ante incendios, vicios ruinógenos, humedades, entre otros). Vicios con un alto coste de reparación, descubiertos en su inmensa mayoría con posterioridad a la finalización de la obra, y no apreciables para personas inexpertas en construcción. Como norma general el plazo de garantía haciende a tres años, pudiéndose ejercitarse dentro de los primeros tres años las reclamaciones pertinentes.

 

Defectos relativos a la estabilidad y seguridad estructural del edificio

Nos encontramos ante deficiencias estructurales que afectan a un elemento estructural y comprometen la resistencia mecánica o estabilidad del edificio. Como norma general la garantía dispone de un plazo de 10 años, pudiéndose ejercitarse dentro de dicho plazo la correspondiente reclamación

 

El promotor, arquitecto, aparejador y constructor, responderán por vicios constructivos:

a) Durante diez años, de los daños materiales causados en el edificio por vicios o defectos que afecten a la cimentación, los soportes, las vigas, los forjados, los muros de carga u otros elementos estructurales, y que comprometan directamente la resistencia mecánica y la estabilidad del edificio.

b) Durante tres años, de los daños materiales causados en el edificio por vicios o defectos de los elementos constructivos o de las instalaciones que ocasionen el incumplimiento de los requisitos de habitabilidad.

c) El constructor también responderá de los daños materiales por vicios o defectos de ejecución que afecten a elementos de terminación o acabado de las obras dentro del plazo de un año.

Otras cuestiones relevantes:

Prescripción de las acciones a ejercitar

Una vez descubierto el daño de remate, de habitabilidad o estructural, el afectado dispondrá de dos años para interponer las pertinentes acciones contra las personas responsables de la construcción del edificio. Ello, sin perjuicio de interrumpirse el plazo de prescripción mediante reclamaciones extrajudiciales.

 

¿Qué sucede si ha transcurrido el plazo para reclamar?

En el supuesto de hallarnos fuera de estos plazos legales, no todo estará perdido. Se puede reclamar al constructor, arquitecto o aparejador por responsabilidad contractual del promotor/vendedor. Responsabilidad que se extiende por el plazo de 15 años con posterioridad a la venta.

 

¿Qué sucede si existen varios vecinos afectados?

Lo recomendable será plantear una reclamación conjunta por los diferentes propietarios afectados. Hecho que conllevará mayor poder en la reclamación y un ahorro de costes.

 

¿Y si los defectos afectan a elementos o zonas comunes del edificio?

En caso de que los defectos afectaran no a zonas privativas, sino a elementos comunes del edificio, será la comunidad de propietarios quien deberá reclamar ante el constructor, arquitecto y/o aparejador.

Para poder ejercitar acciones judiciales será necesario la aprobación previa por la Junta de Propietarios.

Hay que tener en cuenta que existe la posibilidad de acumular en una misma demanda defectos de zonas comunes y de viviendas y locales privativos. Hecho que conllevará un ahorro tanto a la comunidad de propietarios como a los propietarios.